Blogia
todos unidos por SFM-SFC/EM-SQM/IQM___***___más allá del dolor

Ampaf dispone de 36.600 euros para apoyo físico y psicológico

Alrededor de 40 enfermos de fibromialgia realizan semanalmente terapia de rehabilitacion

Las penas con pan son menos y lo mismo ocurre con el dolor. Ampaf, la asociación que agrupa en Miranda a los enfermos de fibriomialgia lo tiene claro. Su problema es crónico, no va a desaparecer, pero sí hay opciones y alternativas que pueden contribuir a hacer más llevadero su día a día y para las que, como casi todas las cosas, es necesaria financiación.

Un dinero que esta año tienen asegurado gracias a los 36.600 euros de ayuda que van a recibir de Caja Navarra, cuyos clientes en la ciudad han decidido respaldar y apostar por el proyecto presentado por el colectivo para «la atención psicológica y ejercicios de estiramientos. Es decir, para la rehabilitación física y mental de los afectados por fibromialgia», explicó Carmen Real, presidenta de la asociación.

Con la tranquilidad que da tener asegurado el dinero para que unas 40 personas puedan seguir realizando ejercicios físicos durante tres horas a la semana, además de contar con apoyo emocional, Ampaf se plantea ahora poner en marcha una nueva iniciativa enfocada a ayudar también a los familiares de los afectados.

«No es fácil vivir con un enfermo crónico y pueden surgir muchos problemas. Tanto al principio, cuando se recibe el sock de que van a convivir con la fibromialgia toda la vida; y también después de muchos años sin encontrar una salida, por cansancio», explicó.

Y es que el programa dirigido a los afectados ya existía, se puso en marcha en el momento en el que se creo la asociación. «Hasta ahora lo estábamos haciendo con un tremendo esfuerzo, invirtiendo prácticamente todo lo que teníamos», apuntó Real.

Más alternativas

Una situación que ha cambiado a mejor, al menos en lo que a 2008 se refiere, y que ha animado al colectivo a estudiar la implantación de otras terapias que podrían resultar beneficiosas. «Queremos ampliar los tipos de tratamiento de rehabilitación. Por ejemplo, si ahora hacemos sólo estiramientos, a lo mejor podemos incluir masajes terapéuticos u otros tratamientos que médicamente se haya demostrado que son positivas», indicó Real.

Y es que el proyecto que ha sido subvencionado, ya mencionaba en su exposición la posibilidad de apostar también por otro tipo de terapias que se revelen eficaces y positivos.

Ahora mismo, el mayor reto al que se enfrentaría Ampaf es el de poder contar con unas instalaciones propias y adecuadas a sus necesidades. Y es que su sede, un local cedido por el Ayuntamiento, desde el principio se reveló insuficiente para poder acoger las clases de gimnasia que, a día de hoy, siguen realizándose en las dependencias de Cruz Roja.

«Si tienes un local con amplitud de horarios, un mayor margen de maniobra para organizar los grupos menos numerosos, que duda cabe de que el resultado final de estos tratamientos será más positivo», reflexionó Real.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres